Si en algún momento has anhelado tener el verdor de la hierba natural alrededor de tu piscina, el césped artificial es un pavimento ideal, una excelente alternativa para que alcances ese sueño.

El césped artificial para piscinas es un manto sintético tiene una alta demanda por su gran versatilidad, ya que se puede colocar en cualquier espacio y se adapta perfectamente, además, es funcional y muy decorativo.

Y lo mejor de todo, no necesitarás invertir mucho tiempo para su mantenimiento, su avanzada tecnología lo hace duradero y resistente al clima y a los químicos.

Si quieres conocer más sobre este excelente manto artificial, ¿Qué es? sus características, instalación, forma de limpiarlo, te invitamos a seguir leyendo este post!

¿Qué es el césped artificial?

Es una fibra sintética creada con una alta tecnología, muy semejante al césped natural, se le conoce también como hierba artificial. La puedes encontrar en tres presentaciones, media, alta y baja.

Se adapta a cualquier superficie, jardines, parques infantiles, patios, terrazas, centros deportivos y piscinas. Es además, higiénico, seguro y limpio.

Ventajas del césped artificial

Estos mantos sintéticos son ideales para instalarlos en los alrededores de la piscina, por sus grandes ventajas, son estas:

Mantenimiento

No requiere de mayores esfuerzos para conservarlo en buen estado, cortarlo o abonarlo, tampoco tienes que estar pendiente de plagas o enfermedades.

Su mantenimiento es muy sencillo, no necesitas invertir tiempo y dinero para que luzca bien.

Instalación

Se instala fácilmente, puede colocarse sobre cualquier superficie, cemento, tierra o baldosa. Sobre tierra es un poco complicado porque se debe preparar previamente la superficie. Pero esto no llevará mucho tiempo.

Resistencia

Poseen una alta resistencia a la humedad y sus fibras son muy estables ante la incidencia de los rayos ultravioletas del sol. Además. El frío, la lluvia o las heladas no lo afectan, su estética se mantiene perfecta por años.

Medidas

Viene en varias medidas desde 5 a 9 milímetros, pero las más recomendadas para el entorno de la piscina es la que mide entre 20 y 40 milímetros, por su propiedad para drenar el agua.

Drenaje

Poseen un buen drenaje de 60 L/min, esto evita que se formen charcos en su superficie.

Accidentes

Esta fibra sintética posee una alta tecnología que evita caídas y resbalones. Además, está fabricado con una superficie acolchada y cómoda, que evita pequeñas heridas o rasguños.

Químicos

Sus novedosos procesos técnicos, la hace resistente al cloro o a cualquier sustancia química, incluso si el agua de la piscina es salada, sus fibras mantienen su resistencia y el color no sufre transformaciones.

Higiene

Es una superficie limpia e higiénica. No produce ningún tipo de reacción alérgica a sus fibras, no acumula bacterias, ácaros ni insectos.

Instalación del césped artificial

Para evitar inconvenientes al momento de instalar el césped artificial para piscinas y lograr que luzca maravilloso, es importante que busques asesoría y contrates los servicios de expertos en el tema.

Estos te recomendarán cuál es el tipo de manto sintético que va con tu espacio y su disposición, de manera tal que te garantice una larga estabilidad.

Forma correcta de limpiar el césped artificial

Esta fibra es muy higiénica, sin embargo para conservarlo en buen estado es importante que realices el siguiente mantenimiento:

  • Cepilla la superficie. Utiliza rastrillo o cepillo de cerdas duras para retirar suciedad: restos de comida, hojas secas.
  • Regar con manguera a presión. Contribuye a eliminar suciedad.
  • Higienizar. Coloca productos que eviten bacterias, microorganismos y hongos.

¡Ya conoces las ventajas de esta fibra sintética, anímate a decorar los alrededores de tu piscina, se verá fantástica!

Por Ana

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies